/* ICONOS APPLE Y ANDROID */

La fórmula exitosa del vending se traslada a productos no comestibles. Cada vez crece más este otro lado del sector gracias a firmas de cosméticos, música o complementos de lujo. En este artículo vemos algunos ejemplos.

 

Todo lo que necesitas está en una máquina expendedora

Las grandes marcas recurren a éstas como modelos de venta

Huffington Post
Una de las primeras cosas que llaman la atención cuando llegas a los aeropuertos de Estados Unidos es la proliferación de las máquinas expendedoras. No se trata de máquinas para comprar agua, Coca-Cola o patatas fritas (que también). Lo que resulta realmente llamativo son las máquinas de firmas de cosméticos, música o complementos —en muchos casos de lujo— que venden sus productos en ellas.

Benefit Cosmetics, la firma nacida en San Francisco que se está comiendo el mercado cosmético millennial estadounidense, fue una de las primeras marcas en adoptar esta forma de venta. Sus máquinas expendedoras de sombras de ojos, maquillajes y cremas están por todos los sitios. Después llegaron las máquinas de la marca multimedia BOSE, que te venden desde auriculares de 300 dólares hasta los gadgets de último minuto.

Es evidente que este modelo de venta debe de ser un negocio para el fabricante y una comodidad para el consumidor.

Leer artículo completo: Huffington Post

 

¿Te ha gustado este artículo?
Dale al “Me gusta” o escríbenos tu comentario!

 

Síguenos en las redes sociales

Ponte al día con novedades sobre Vending4 y su sector en las redes sociales:
Facebook: facebook.com/vending4
Twitter: twitter.com/vending4espana
Youtube: youtube.com/user/vending4espana

Share This

¿Te ha gustado esta noticia?

Compártela con tus amigos